Mis conversaciones con Sara: Ábrete a recibir (Dar, pedir, recibir)



Hoy estaba tomando un vino con una amiga de toda la vida. Comentando nuestras andanzas me dijo "Es que tú y yo somos de las que disfrutamos más dando que recibiendo". No pude contradecirla aunque puse sobre la mesa que, para que nosotras seamos felices dando, alguien tiene que recibir  y, si es tan bueno dar, para que otro pueda sentirse tan bien como nosotras  dando es indispensable que también nos abramos a recibir. Si no es imposible ¿No te parece?

Y, ahondando más en el tema, dedujimos que, en muchas ocasiones, aunque demos no siempre acertamos, ya que muchas veces no damos al otro lo que necesita y cuando nos dan pocas veces descubren lo que queremos realmente.

Por tanto, para que todo sea más fácil, lo importante es que nos atrevamos a pedir lo que necesitamos, lo recibamos con agradecimiento, y así todo se desarrolla de forma sencilla para todos.

Así el que "da" sabe seguro que su "regalo" es justamente lo que el otro desea. El que "recibe" está encantado porque el otro acierta gracias a que se lo ha puesto asequible.

El triángulo de "dar, pedir, recibir" es fundamental para el equilibrio personal y entre las personas.  Como comentamos si una persona siempre da y no recibe no está permitiendo que el otro se sienta igual de bien.

Vivimos en una sociedad en la que dar está "bien visto", es "educado" , es "ser buena persona" y eso está genial. El recibir implica que el otro pueda sentirse bien. Es un acto de amor. Y el pedir facilita al que da y el acierto es seguro.

Recibir es una forma de dar... ¿No te parece?

 

Por Paloma García Riera

 Paloma García Riera

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
+34 639 677 964

Paloma García Riera y Mijares. Pedagoga. Coach de equipos y liderazgo sistémico. Mediadora en Comunicación No Violenta. Dilatada experiencia en Formación y Docencia. Coautora de la herramienta "El Árbol Mágico" o cómo alcanzar objetivos con la ayuda de tu Niño Interior. Apasionada de la capacidad de felicidad del ser humano y del potencial de las personas.

 

Pin It